Con base en la estadística que
mensualmente recaba el INEGI en las empresas del sector minero en México,
a continuación se informan los resultados para el séptimo
mes de este año.

Cifras desestacionalizadas de la Producción
Minerometalúrgica del país (referida a las actividades
de extracción, beneficio, fundición y afinación
de minerales metálicos y no metálicos) muestran que ésta
retrocedió (-)0.33% en julio de 2010 con relación al mes
precedente.

En su comparación anual, la Producción
Minerometalúrgica del país creció 8.6% en términos
reales en julio del año en curso respecto a igual mes de 2009.
Este comportamiento se asoció al desempeño heterogéneo
entre los distintos metales y minerales que la componen: aumentó
la de oro, plomo, cobre, plata, coque y pellets de fierro. En contraste,
disminuyó la de carbón no coquizable, yeso, azufre, zinc
y fluorita en el mes que se reporta.

A continuación se detalla la evolución
anual por grupos de metales y minerales, así como la producción
minera por entidad federativa.

Metales Preciosos

Entre los Metales Preciosos (utilizados para fines
industriales, acuñación de moneda y joyería), la
producción de oro se incrementó 45.7% en julio del presente
año respecto a igual mes de 2009 al obtener 5,850 kilogramos,
y la de plata alcanzó 289,541 kilogramos, con una variación
anual de 11.7 por ciento.

Metales Industriales no Ferrosos

Entre los Metales Industriales no Ferrosos (se emplean
principalmente en la industria manufacturera para la fabricación
de tuberías y tubos, entre otros productos), la producción
de plomo creció 14.5% al situarse en 11,531 toneladas, y la de
cobre aumentó 13.3% a tasa anual con 20,064 toneladas; en tanto
que la de zinc se redujo (-)12.1% con 28,713 toneladas.

Metales y Minerales Siderúrgicos

Al interior de los Metales y Minerales Siderúrgicos
(destinados básicamente a la fabricación de acero), la
producción de coque avanzó 4.5% con 111,416 toneladas,
y la de pellets de fierro se elevó 3.2% con 618,695 toneladas;
mientras que la de carbón no coquizable bajó (-)40%, logrando
549,302 toneladas en el mes en cuestión.

Minerales no Metálicos

Respecto a los Minerales no Metálicos (se usan
para la elaboración de insecticidas, fertilizantes, productos
químicos, petróleo y petroquímica), la producción
de fluorita sumó 84,896 toneladas, nivel inferior en (-)1.7%
anual; la de azufre fue menor en (-)19.2% con 78,322 toneladas, y la
de yeso descendió (-)34% comparada con la del mismo mes de un
año antes, llegando a 402,475 toneladas.

Producción Minera por Entidad Federativa

La Producción Minera por Entidad Federativa
(referida únicamente a las actividades de extracción y
beneficio de minerales metálicos y no metálicos) presentó
los siguientes resultados durante julio de 2010: la mayor producción
de oro se obtuvo en Sonora que aportó 29.8% del total nacional,
Zacatecas 18.6%, Chihuahua 18.3%, Durango 12.6% y Guerrero 10.9%; en
tanto que Guanajuato, Estado de México, Querétaro, San
Luis Potosí, Sinaloa y otras entidades produjeron en forma conjunta
9.8 por ciento.

El 83.8% de la extracción y beneficio de plata
se concentró en cuatro estados: Zacatecas que contribuyó
con 48.9%, Chihuahua 15.7%, Durango 12% y Sonora 7.2%; mientras que
el 16.2% se realizó en Coahuila de Zaragoza, Guanajuato, Guerrero,
Jalisco, Estado de México, Querétaro, San Luis Potosí,
Sinaloa y otros estados.

Por lo que se refiere a la producción de plomo,
sobresalió la de Zacatecas con 48.7%, Chihuahua 26.5% y Durango
con 6.7%; por su parte, Coahuila de Zaragoza, Guerrero, Estado de México,
San Luis Potosí, Sinaloa y otras entidades generaron 18.1% en
el mes en cuestión. La producción de cobre se llevó
a cabo principalmente en Sonora con una participación de 65.7%,
le siguió Zacatecas con 14.3%, San Luis Potosí 9.3% y
Chihuahua con 5.6 por ciento. El 5.1% restante se efectuó en
Durango, Guerrero, Estado de México, Michoacán de Ocampo,
Querétaro y otros.

En cuanto a la extracción y beneficio de zinc,
Zacatecas significó 32% del total nacional, Chihuahua 25.2% y
San Luis Potosí 12.6 por ciento. El complemento de 30.2% se originó
de manera agregada en los estados de Durango, Guerrero, Estado de México,
Querétaro, Sinaloa y otras entidades.

La totalidad de la producción de coque se logró
en Coahuila de Zaragoza; la de fierro en los estados de Coahuila de
Zaragoza, Michoacán de Ocampo y Colima con participaciones de
35%, 30.8% y 24.9% en ese orden; Durango y otros estados contribuyeron
con el 9.3% restante.

El azufre se produjo en los estados de Tabasco, Chiapas,
Tamaulipas y Oaxaca con 40.2%, 28.7%, 9.7% y 6.6%, respectivamente;
una proporción inferior correspondió a Guanajuato, Hidalgo,
Nuevo León y Veracruz de Ignacio de la Llave acumulando 14.8
por ciento. Por lo que toca a la fluorita, se observó que San
Luis Potosí generó el 97.1% y Coahuila de Zaragoza 2.9%
en el mes de referencia.

Resultados durante enero-julio de 2010

El Índice de Volumen Físico de la industria
minerometalúrgica registró un aumento de 13.2% en términos
reales en los primeros siete meses del presente año respecto
a igual lapso de 2009, debido a la mayor producción de oro, plomo,
coque, plata, pellets de fierro y zinc. En cambio, cayó la de
yeso, carbón no coquizable, azufre, fluorita y la de cobre en
el periodo de referencia.

Nota metodológica

La información contenida en esta nota es generada
por el INEGI a través de la Estadística Mensual de la
Industria Minerometalúrgica, que se obtiene a partir de los datos
proporcionados por las minas y plantas metalúrgicas del país.
Su producción está relacionada a las actividades de extracción,
beneficio, fundición y afinación de minerales metálicos
y no metálicos. En el caso de las cifras presentadas por entidad
federativa y municipio, éstas se refieren únicamente a

las actividades de extracción y beneficio.

Los metales y minerales se clasifican en: Metales
Preciosos, Metales Industriales no Ferrosos, Metales y Minerales Siderúrgicos,
y Minerales no Metálicos.

Los indicadores que se presentan son: índice
de volumen físico de producción a nivel agregado y para
cada uno de los metales y minerales (Base 1993); volumen de producción
por entidad federativa y por principales municipios; volumen de producción,
y valor de producción a precios corrientes.

Es importante destacar que la gran mayoría
de las series económicas se ven afectadas por factores estacionales.
Éstos son efectos periódicos que se repiten cada año
y cuyas causas pueden considerarse ajenas a la naturaleza económica
de las series, como son las festividades, el hecho de que algunos meses
tienen más días que otros, los periodos de vacaciones
escolares, el efecto del clima en las diferentes estaciones del año,
y otras fluctuaciones estacionales como, por ejemplo, la elevada producción
de juguetes en los meses previos a la Navidad provocada por la expectativa
de mayores ventas en diciembre.

En este sentido, la desestacionalización o
ajuste estacional de series económicas consiste en remover estas
influencias intra-anuales periódicas, debido a que su presencia
dificulta diagnosticar o describir el comportamiento de una serie económica
al no poder comparar adecuadamente un determinado mes con el inmediato
anterior. Analizar la serie desestacionalizada ayuda a realizar un mejor
diagnóstico y pronóstico de la evolución de la
misma, ya que facilita la identificación de la posible dirección
de los movimientos que pudiera tener la variable en cuestión,
en el corto plazo.

Los datos provenientes de la Estadística Mensual
de la Industria Minerometalúrgica del INEGI se dan a conocer
en la fecha establecida en el Calendario de Difusión de Información
de Coyuntura.

Las cifras aquí mencionadas, incluyendo las
desestacionalizadas podrán ser consultadas en la página
del INEGI en Internet: www.inegi.org.mx.

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here