Minería en Línea, el portal de la minería

Vale detiene la producción tras el atrapamiento de 39 trabajadores en la mina de Totten en Canadá

Vale SA, uno de los mayores productores mundiales de mineral de hierro y níquel, espera que los 39 trabajadores atrapados en una mina subterránea desde el domingo sean liberados esta noche.

Te puede interesar: Vale lanza camiones autónomos en su mina más grande

Los trabajadores de la mina Totten, en Sudbury (Ontario), están a salvo, sin lesiones, y comienzan a ascender mediante un sistema de escalera con el apoyo de un equipo de rescate, según informó el lunes la compañía con sede en Río de Janeiro en un comunicado.

Las 39 personas quedaron atrapadas después de que una excavadora que estaba siendo transportada a la mina se desprendiera, bloqueando el pozo. Se dirigieron a los puestos de refugio, han tenido acceso a comida y agua y han estado en contacto frecuente con el personal de la superficie.

Las acciones de Vale cayeron al conocerse la noticia, antes de recuperarse, ya que el incidente evocó el derrumbe de la mina San José en Chile en 2010, donde 33 hombres quedaron atrapados durante 69 días antes de ser rescatados. Aunque Totten es una operación mucho más sofisticada que San José, el accidente puede obstaculizar los esfuerzos de Vale por mejorar sus credenciales ambientales, sociales y de gobernanza tras los dos desastres de relaves brasileños de los últimos seis años.

“Estamos haciendo todo lo posible para garantizar la seguridad de estos empleados y proporcionaremos más actualizaciones a medida que estén disponibles”, dijo Vale el lunes.

En los primeros seis meses de 2021, Totten produjo 3.600 toneladas métricas de níquel, o alrededor del 4% del total de la compañía. La producción está suspendida y Vale está evaluando las medidas necesarias para reanudar la producción.

Lee también: Vale revisa la guía de cobre y níquel en medio de problemas laborales y climáticos

Vale heredó la instalación de Totten, entonces inactiva y llena de agua, en 2006, cuando la empresa brasileña adquirió Inco. Vale gastó unos 700 millones de dólares para poner en producción la mina de níquel-cobre en 2014.

Comments

comments

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

×