Minería en línea
El portal de la Minería

La explotación minera La Escondida reinicia su actividad con 20 mineros

0

España.- Una veintena de trabajadores de la única explotación minera de interior de la provincia y de la comunidad autónoma, La Escondida, de la empresa Hijos de Baldomero García (HBG), ubicada en la pedanía lacianiega de Caboalles de Arriba, volvieron ayer al tajo, tras estar cuatro meses sin actividad.

Los mineros esperan que en el plazo de quince días toda la plantilla de esta mina, alrededor de 60 trabajadores, ya estén en activo, siempre y cuando se firme el acuerdo entre la empresa y Endesa. Este acuerdo todavía no se ha materializado, y no saben cuando se podría volver una realidad. «Tenemos claro que si antes de terminar este mes no está firmado el convenio, volvemos a ir para casa», afirman los mineros. Las tareas que se han comenzado a llevar a cabo en el día de ayer es de recuperación de talleres para que una vez que se firmará el posible acuerdo, se comenzará a trabajar de una forma normalizada.

Los trabajadores han visto como una noticia positiva la vuelta al tajo, pero siempre y cuando venga acompañada de esta firma entre la compañía minera y la eléctrica, el cual marcará las toneladas y el tiempo fijado.

El pasado mes de diciembre los mineros ya comenzaron a pasar el reconocimiento médico, trámite indispensable para volver a los tajos. En ese momento, se hablaba de un total de 5.000 toneladas mensuales, y seis meses de compra de carbón, si bien la empresa quería arrancar el compromiso de un año. Aunque por el momento estas cifras no se han confirmado. El pasado mes de agosto, HBG decidía cerrar sus puertas asegurando la falta de acuerdo con Endesa para suministrar mineral. En ese momento, la eléctrica ofrecía 55 euros por tonelada, siendo considerado por los representantes de los trabajadores como «inasumibles» para una mina de interior y muy por debajo del precio del mineral de importación puesto en la central. Un acuerdo necesario al agotarse todos los contratos con Endesa para suministrar en la central de Compostilla.

En su momento, se explicó que la mina venía produciendo carbón a un precio de unos 70 euros por tonelada desde el pasado mes de febrero. Sin embargo, la eléctrica adquiría carbón importado a 55 euros, y además Compostilla había dejado de recibir mineral porque la central estaba parada. En este punto, la minería de interior se acababa en la provincia después de que se comenzara a explotar en Bembibre en 1760 y tuviera en La Sucesiva, de Sabero, su primera explotación moderna sobre 1843.

 

Diario de León

Comentarios

comments

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.