Los ingresos por exportación de la minería en Nicaragua mostraron durante el primer bimestre de 2016 una contracción de 4.9 por ciento, respecto al mismo período del año pasado; pese a ese arranque en negativo los miembros de la Cámara Minera de Nicaragua (Caminic) se muestran optimistas de que al cierre de año crezcan.

El Banco Central de Nicaragua (BCN) afirma que el comportamiento a la baja en el valor sigue determinado por la contracción en los precios internacionales.

Pero si en algo coincide el presidente de Caminic, Sergio Ríos y el BCN, es que en febrero inició a recuperarse el precio de la onza de oro en el mercado internacional. “Los precios mostraron una recuperación, al ubicarse la onza troy en 1,184.7 dólares, el más alto desde junio 2015”, expresa la máxima entidad bancaria en el Informe de Comercio Exterior a febrero 2016.

A ello Ríos agrega que la minería no metálica (arena, hormigón, piedra caliza, cal, yeso y otros) es el otro sector que tanto en producción como en comercialización crece fuerte.

“El crecimiento de la minería no metálica va muy de la mano con el auge constructor que el país experimenta y de ahí que hay mayor demanda de ese tipo de materiales”, declaró Ríos tras ser consultado el pasado 19 de abril.

En la proyección del presidente de Caminic esos son algunos aspectos que permitirán ese crecimiento del sector para este año.

PRECIO DEL ORO MUESTRA MEJORÍA

Datos compartidos por el presidente de Caminic sostienen que “2016 promete ser un buen año para el oro. En el transcurso de estos cuatro meses (enero-abril) el precio ha venido subiendo. En enero se cotizaba en 1,089 dólares la onza y lo más reciente está en 1,258 dólares”, aseguró.

Ríos cree que de mantener esa tendencia, el 2016 cerrará mejor que 2015, ya que para ese mismo período en ese año la onza se cotizaba en 1,207 dólares, lo que representa un incremento de 18.6 por ciento y aún falta ver los números finales al cierre de abril, lo que podría mejorar aún más ese panorama.

Hasta el 20 de abril el Centro de Trámites de las Exportaciones (Cetrex), mostraba que las ventas de ese producto han alcanzado los 2,542.8 kilogramos, lo que permitió percibir al país 95.20 millones de dólares.

Las estadísticas muestran que en volumen hubo un aumento del tres por ciento y una merma en valor de 0.48 por ciento respecto al mismo período de 2015 siendo Estados Unidos el principal destino.

En cuanto al 2015 el BCN muestra que las exportaciones de productos de minería cerraron con un valor de 330.5 millones de dólares, cifra inferior en 17.3 por ciento a lo percibido en 2014.

“Este comportamiento fue resultado de la baja en los precios contratados del oro y de la caída de 11.5 por ciento en los volúmenes exportados debido a una reducción de la demanda internacional”, explica el BCN.

Esos indicadores también son reforzados por el Ministerio de Fomento, Industria y Comercio (Mific), que muestran que en el caso de las ventas al exterior del oro en bruto, estas tuvieron una merma de 13.7 por ciento en el volumen y 18.9 por ciento en el valor.

PortadaActMinero02-02-1024x806

APORTA MENOS A LA ECONOMÍA

Esa racha mala que ha experimentado la minería metálica ha influido en que disminuyera en 2015 su aporte al Producto Interno Bruto (PIB).

Las cifras del BCN dejan constancia que el año pasado el aporte de la minería al PIB fue de 1.3 por ciento mientras que en 2014 fue de 1.5 por ciento y de 1.6 por ciento en 2013.

MINERÍA NO METÁLICA REFORZARÁ EL CRECIMIENTO

A diferencia de la minería metálica, cuyos ingresos dependen de precios internacionales, la no metálica está ligada al consumo nacional y muy cerca con el sector construcción.

La arena es la que más se ha producido, indican los datos que apenas están actualizados hasta agosto del año pasado.

“Todos vienen repuntando porque se usan para la construcción. Hay mucho interés por parte de nuevas empresas incluso y sobre todo quieren saber cuáles son las condiciones”, aseguró Ríos.

TRAS NUEVOS INVERSIONISTAS

Uno de los aspectos en los que trabajará el Gobierno este año, es en la atracción de nuevas inversiones para esa área indicó recientemente a LA PRENSA, Javier Chamorro, director ejecutivo de la Agencia de Promoción de las Inversiones y Exportaciones (ProNicaragua).

“Se trata de países como Colombia, Perú, Chile y Brasil que son algunos de los países que podrían ampliar o iniciar inversiones en Nicaragua en el sector minero”, afirmó Chamorro.

Durante el 2014 según el Ministerio de Energía y Minas la inversión en el sector minero alcanzó los 60.09 millones de dólares y según Caminic con datos preliminares del BCN hasta agosta de 2015, el monto era de 171.6 millones de dólares.

Para Ríos ese indicador este año podría crecer a unos 180 millones de dólares.

En medio de todo ese escenario de altos y bajos en los ingresos por los productos comercializados por la minería metálica y no metálica, el
representante de 39 empresas del sector minero afirma que esa industria continúa con sus proyectos de expansión.

“Incrementando las reservas y manteniendo la inversión social en las comunidades donde tenemos presencia, siendo una contribución positiva a la economía local y del país”, puntualizó Ríos.

En cifras

4,788 personas empleaba formalmente el sector minas y canteras en enero de 2016, indican los datos del Instituto Nicaragüense de Seguridad Social y que publica el Banco Central de Nicaragua.

229 concesiones mineras metálicas y no metálicas se reportaban en Nicaragua hasta marzo de 2015 según las cifras del Ministerio de Energía y Minas actualizadas hasta esa fecha.

EL POR QUÉ DE LAS ALZAS Y BAJAS

El economista y catedrático, Luis Murillo, explica que en primer lugar en período de crisis cuando los inversionistas ven elevados niveles de riesgos en activos financieros fiduciarios (papel moneda) se refugian inmediatamente en comodities y uno de esos comodities son los productos metálicos (oro, plata).

“Cuando la economía mundial va saliendo de la crisis y entra al período de reanimación y crecimiento, el proceso se invierte y comienza una práctica especulativa en instrumentos fiduciarios provocando por ende una baja del precio del oro y plata (metálicos), razón por la cual por lo menos en cuatro o cinco años esa economía internacional crecerá y los actores especulativos realizarán juegos de riesgos financieros hasta que se cree una crisis y los metálicos sean otra vez otra acción (lo que los llevaría al alza nuevamente)”, manifestó.

La Prensa

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here