Minería en Línea, el portal de la minería

La economía verde puede provocar escasez de azufre: estudio

La escasez prevista de ácido sulfúrico podría frenar el avance de las tecnologías verdes y amenazar la seguridad alimentaria mundial, según un artículo publicado en The Geographical Journal.

El ácido sulfúrico es necesario para la producción de fertilizantes de fósforo y para la extracción de metales para baterías, como el níquel y el cobalto, de los minerales.

El reciente estudio señala que la demanda mundial de ácido sulfúrico aumentará considerablemente, pasando de 246 a 400 millones de toneladas métricas en 2040, como consecuencia de una agricultura más intensiva y del abandono de los combustibles fósiles.

Los autores estiman que esto provocará un déficit en el suministro anual de entre 100 y 320 millones de toneladas métricas -entre el 40% y el 130% del suministro actual-, dependiendo de la rapidez con que se produzca la descarbonización.

En la actualidad, más del 80% del suministro mundial de azufre está en forma de residuos de azufre procedentes de la desulfuración del petróleo crudo y del gas natural, lo que reduce las emisiones de gas de dióxido de azufre que causan la lluvia ácida. Sin embargo, la descarbonización de la economía mundial para hacer frente al cambio climático reducirá considerablemente la producción de combustibles fósiles y, por consiguiente, el suministro de azufre.

El documento, dirigido por investigadores del University College de Londres, es el primero en identificar este problema. Los autores sugieren que, a menos que se tomen medidas para reducir la necesidad de este producto químico, será necesario un aumento masivo de la minería para cubrir la demanda de recursos resultante.

“La escasez de azufre ya ha ocurrido antes, pero lo que hace que esto sea diferente es que la fuente del elemento está dejando de ser un producto de desecho de la industria de los combustibles fósiles”, dijo el investigador principal, Mark Maslin, en una declaración a los medios. “Lo que estamos prediciendo es que, a medida que se agoten los suministros de esta forma de azufre barata, abundante y de fácil acceso, la demanda podría satisfacerse con un aumento masivo de la extracción directa de azufre elemental. Esto, por el contrario, será sucio, tóxico, destructivo y caro”.

En opinión de Maslin, es urgente investigar para desarrollar métodos de bajo coste y bajo impacto ambiental para extraer grandes cantidades de azufre elemental de los abundantes depósitos de minerales sulfatados de la corteza terrestre.

En su opinión, la comunidad internacional debería considerar la posibilidad de apoyar y regular la extracción de azufre para minimizar los impactos de la transición y también para evitar que la producción barata y poco ética distorsione el mercado.

“Nuestra preocupación es que la disminución de la oferta pueda llevar a un periodo de transición en el que la tecnología verde supere a la industria de los fertilizantes en el suministro limitado y más caro de azufre, creando un problema en la producción de alimentos, especialmente en los países en desarrollo”, dijo Simon Day, coautor del artículo.

Cómo se hicieron las estimaciones

Para determinar sus conclusiones, los investigadores estimaron tres escenarios de demanda de ácido sulfúrico de 2021 a 2040, basados en la demanda histórica y prevista, con tasas de crecimiento anual que oscilan entre el 1,8% y el 2,4%.

Los autores también exploraron varias formas de reducir la demanda de azufre como parte de la transición hacia economías post-fósiles, incluyendo el reciclaje del fósforo en las aguas residuales para la industria de los fertilizantes, el aumento del reciclaje de las baterías de litio, o el uso de baterías de menor capacidad energética/peso, ya que éstas requieren menos azufre para su producción.

Además, plantean cuestiones cruciales sobre si tendría sentido económico invertir en métodos de producción alternativos, dado que actualmente no es posible predecir la rapidez con la que disminuirá el suministro de azufre como producto de desecho de la desulfuración del petróleo y el gas, ya que la descarbonización de la economía mundial no ha hecho más que empezar.

Comments

comments

Deja un comentario