Minería en Línea, el portal de la minería

La demanda de acero de Brasil podría duplicarse en una década, según ArcelorMittal

El consumo de acero en Brasil debería duplicarse en los próximos 10 años gracias a las “gigantescas oportunidades” y a la necesidad de construir más infraestructuras en la mayor economía de América Latina, dijo el ejecutivo de ArcelorMittal SA en Brasil.

Lee: ArcelorMittal aumenta su programa de recompra y ve la caída del acero en el mundo

La demanda del metal industrial crecerá potencialmente debido a la necesidad de construir más viviendas, proyectos de energía renovable, puertos así como activos de petróleo y gas, especialmente si Brasil “hace los deberes” en materia de reformas estructurales, dijo en una entrevista Jefferson De Paula, presidente de ArcelorMittal Brasil.

“Brasil tiene oportunidades gigantescas”, dijo De Paula, que asistió a una conferencia sobre el acero brasileño en Sao Paulo esta semana. “En términos de infraestructura, falta todo”.

A pesar de los rumores de recesión en las economías de todo el mundo, la demanda de acero parece estar repuntando si nos atenemos a los recientes comentarios de los ejecutivos que asisten a las reuniones de la industria siderúrgica. Esto puede suponer un alivio para Brasil, cuyo consumo de acero lleva años estancado en comparación con otros países.

El año pasado, el consumo anual de acero per cápita en Brasil fue de unos 123 kilogramos, frente a la media mundial de unos 233 kilogramos, según la Asociación Mundial del Acero. La industria siderúrgica brasileña, que funciona al 67% de su capacidad, está invirtiendo 52,000 millones de reales (10,200 millones de dólares) en los próximos cuatro años para modernizar y aumentar la producción, según el Instituto Aço Brasil. El aumento de la producción, incluso con una mayor demanda interna, puede dar lugar a más exportaciones de acero.

La propia ArcelorMittal está invirtiendo cerca de 20,000 millones de reales (3,900 millones de dólares) en el país sudamericano, de los cuales casi el 40% se destinará a la ampliación de la capacidad de producción para 2024 y 2,200 millones de dólares para comprar la siderúrgica brasileña CSP a accionistas como Vale SA. La adquisición, que requiere la aprobación de los organismos reguladores, no cierra la puerta a nuevas operaciones en Brasil, un país que representa entre el 20% y el 25% de los resultados financieros de ArcelorMittal, dijo De Paula.

Lee: El sindicato mexicano hace huelga en la planta de ArcelorMittal por el reparto de beneficios

“Nunca podemos decir que sea la última”, dijo De Paula, que también es presidente del Instituto Aço Brasil. “Siempre estamos buscando oportunidades”.

Bloomberg

Comments

comments

Deja un comentario