Representantes de la industria extractiva esperan haber cerrado el 2015 con una participación de cerca de 2.2% del producto interno bruto (PIB) o un poco menos, debido a la baja en el precio del oro en los mercados internacionales que, de casi US$2,000 la onza Troy, se ha colocado entre US$1,056 y US$1,073. No obstante, proyectan que este 2016 la participación se mantenga y llegue al 2% del PIB o un poco menos.

Independientemente de las fluctuaciones de los precios del metal, la industria minera se vio en 2015 impactada por diversos conflictos y negociaciones entre empresas.

Sin embargo, este año, aunque no hay un fecha precisa, el grupo emergente que compró las acciones de Xstrata Níquel, Americano Níquel Limited, mediante un fondo de inversión, abrirá sus operaciones en el país, ya que según el presidente de la Cámara Minera y Petrolera de República Dominicana (Camipe), José Sena, estos han contratado a 400 técnicos experimentados de Grecia e Israel, que disponen de alta tecnología.

“Lo más importante es que ellos compraron la mina de Kosovo, y en la misma planta donde hubo combate, en menos de dos años arrancaron esa planta y la tienen en operación”, dijo Sena.

Falcondo pertenecía a Glencore Xstrata Níquel. De acuerdo a Sena, la compra no cambia ni la acción social, ni la participación del Estado dominicano que tiene un 53% de lo que produzca, porque se trata de la adquisición de todos los derechos de un accionista a otro. Falcondo, dijo, dispone de todos los permisos de explotación y ambiental para los yacimientos expuestos, no así para Loma Miranda, en cuyo caso se requiere cumplir con los requisitos que pide el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), y de que se haga un ordenamiento territorial.

Reservas
Las reservas estimadas en la minera Falcondo pasan de más de cinco años, lo cual es positivo para el país ya que se generará inversión de capital y mano de obra, y el Estado, que es el mayor accionista, podrá obtener ingresos independientemente de que los precios del ferroníquel estén bajos.

Proyección
Para el presidente de la Camipe, la decisión de la Reserva Federal (FED) subir su tasa de interés es un indicador para que los inversionistas sigan comprando dólares, “por lo que la proyección de la industria para este año 2016 será descendente, pero estará rondando el 2%”.

Sobre la cantidad de áreas protegidas, Sena dijo que estas deben basarse en conceptos técnicos auditables. Puso de ejemplo que en el caso de la provincia de Pedernales el 60% de su territorio pertenece a parques nacionales, a pesar de que es una zona netamente minera.

Sena lamentó el desconocimiento que dice tien la población respecto de la industria extractiva, ya que de 100 proyectos de exploración, solo de uno a dos llegan a la fase de explotación. Recuerda el caso de Ecuador, donde la comunidad aceptó la explotación minera al entender que contaba con los recursos para salir de la pobreza y no es la que más afecta al medioambiente, como sucede con la quema de combustibles fósiles y el mal uso del agua en la agricultura

Contrario a ello, la minería usa y recicla el agua, por lo que dice que hay un hecho cultural en contra de la minería que requiere de una mayor educación, porque esta es una actividad precursora de la agricultura y las ciudades, con la fabricación de herramientas para estas dos actividades, facilitando que el hombre pasara de nómada a sedentario y se desarrollaran las comunidades. Sostuvo que el aluminio es reciclado entre un 80% y 90%, el hierro casi en un 60% y que el oro se rehusa todo.

Camipe apoya el desarrollo conjunto
El año que acaba de finalizar, la minera Dovemco, radicada en la provincia de Pedernales para la explotación de unas 200,000 toneladas métricas de Bauxita cada dos meses, fue paralizada alegando que no se quiere afectar el desarrollo del turismo.

La posición de la Camipe es que el turismo y la minería pueden ser desarrollados de forma paralela, ya que esa es una zona minera por excelencia que además produce cemento y agregados de cantera seca, “de caliza, no de ríos”, por lo que minería servirá de ayuda para desarrollar las infraestructuras turísticas, como las calles de concreto y los sistemas de alcantarillados, explicó el presidente de la Camipe, José Sena.

La cementera Santo Domingo que también presentó una litis no es parte de Camipe, aunque la entidad considera improbable que los inversionistas no vieran que tuviera los permisos. En el caso de la Barrick Gold, que produce 1 millón de onzas por año, explicó Sena lo que pasó fue que esta empresa minera programó ventas de sus metales a futuro a precios más altos para perder menos al prever la baja del precio de los metales, con lo que benefició a sus inversionistas y al Estado que tiene una participación accionaria de un 51%.

Listin Diario

(Visited 1 times, 1 visits today)

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here