La Comisión Regional de Minería de Castilla y León, órgano colegiado consultivo y asesor de la Junta, reclama que se incentive el carbón nacional a partir del próximo año así como que las ayudas a las empresas del sector se materialicen en tiempo y forma.

Este órgano recuerda que en su sesión plenaria celebrada el 20 de noviembre acordó por unanimidad la necesidad de defender públicamente la minería del carbón en la Comunidad Autónoma, en atención a la situación por la que atraviesa este sector, considerado estratégico, con un horizonte temporal difícil e incierto a 2018, han informado fuentes de la Comisión Regional de Minería.

Considera que la caracterización histórica del sector eléctrico español como “isla energética” por su aislamiento con el resto de países europeos fundamenta que el marco normativo comunitario y nacional ampare que el carbón autóctono pueda ser utilizado preferentemente hasta un máximo del 15 por ciento de la cantidad total de energía primaria necesaria para producir la electricidad demandada en cómputo anual.

Destaca el carácter estratégico de la generación eléctrica mediante la utilización del carbón autóctono se constituye en el fundamento del aún vigente sistema denominado “resolución de restricciones por garantía de suministro”.

En atención al citado carácter, enunciado en sus exposiciones de motivos, el Real Decreto 134/2010 y su modificación por el Real Decreto 1221/2010 disponen el mecanismo de restricciones.

De tal forma que una vez casado el mercado diario, y bajo determinados supuestos, se retira la producción de energía correspondiente a determinadas unidades para sustituirla por la producción de otras centrales, que utilizan carbón autóctono como combustible, garantizando así el suministro a partir de la capacidad instalada en el territorio nacional.

La Comisión considera que, toda vez que el mecanismo de restricciones por garantía de suministro expira el 31 de diciembre, es “necesario, obligatorio y urgente” que “se defina el procedimiento que va a sustituir desde el próximo 1 de enero al Real Decreto 134/2010”.

Recuerda que este procedimiento, en garantía de un aprovechamiento suficiente para el carbón nacional del hueco térmico existente, al tratarse del único combustible autóctono capaz de contribuir a la seguridad de suministro en casos excepcionales, es un compromiso del Marco de Actuación para la minería del carbón 2013-2018, cuantificado en un 7,5% del mix de generación en términos anuales.

Advierte de que a un mes para la pérdida de vigencia del mecanismo de restricciones por garantía de suministro, la no aprobación del procedimiento se constituye en amenaza para la supervivencia del sector.

También precisa que el futuro de la minería del carbón está íntimamente ligado a la permanencia de las centrales térmicas y, por ello, la Comisión Regional de Minería de Castilla y León muestra su preocupación sobre la necesaria adaptación de las centrales térmicas de carbón a la Directiva 2010/75/UE de Emisiones Industriales.

En relación con las ayudas a la producción de carbón para paliar las dificultades de tesorería por las que atraviesan las empresas del sector, la Comisión opina que sería deseable un esfuerzo para que la gestión y el pago de las ayudas anuales a la producción se materialicen en tiempo y forma.

La Vanguardia

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here