Southern Copper, una de las mayores productoras de cobre del mundo, reportó este martes una caída interanual de 5.8% en su utilidad neta del tercer trimestre de este año, en medio de mayores costos de ventas y el pago de un nuevo impuesto especial a la minería en México.

Southern Copper —controlada por Grupo México— anotó una ganancia neta de 324.3 millones de dólares entre julio y septiembre, frente a la utilidad de 344.2 millones de dólares del mismo lapso del año pasado, informó la firma en un comunicado.

El EBITDA —la ganancia antes de impuestos, intereses, depreciación y amortización— cayó 1.6% interanual en el tercer trimestre, a 675.7 millones de dólares.

Southern Copper opera las minas Toquepala y Cuajone en Perú y los yacimientos La Caridad y Buenavista en México.

Asimismo, la minera opera la refinería Ilo en el país sudamericano.

Entre enero y septiembre, la utilidad de Southern Copper bajó 18.70% interanual, a 985 millones de dólares, precisó.

“La utilidad de este año ha disminuido en 65 millones de dólares debido al nuevo impuesto especial a la minería en México”, dijo la compañía.

Un incremento de las regalías mineras en México entró en vigencia el 1 de enero de este año como parte de una amplia reforma fiscal.

En el tercer trimestre, la cuprífera registró ventas por 1,474.60 millones de dólares, lo que representó un alza del 6.50% interanual frente a los 1,384.5 millones de dólares del año pasado.

Sin embargo, los costos de ventas aumentaron 10.00% interanual en ese período, a 729.50 millones de dólares, detalló.

Mayor producción

Respecto a su producción, Southern Copper informó que su producción total del metal rojo creció 4.70% en el tercer trimestre, a 168,210 toneladas.

Entre enero y septiembre, la producción de cobre aumentó 6.10% interanual, a 498,976 toneladas.

Southern Copper tiene en marcha una serie de proyectos en Perú y México con los que espera elevar su producción de cobre a 830,000 toneladas de cobre al año para el 2015, desde las 672,000 toneladas previstas para este año.

En México, por ejemplo, está desarrollando un plan de inversión de 3,400 millones de dólares en su mina Buenavista y en Perú recibió recientemente el visto bueno de las autoridades para iniciar la construcción del yacimiento Tía María de 1,400 millones de dólares.

El Economista

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here