“Nosotros no queremos investigar accidentes, lo que nos proponemos es evitarlos al máximo posible con una política de cero tolerancia a la violación de normas y reglas de seguridad e higiene en nuestros centros de trabajo”, afirmó el secretario general del sindicato, Carlos Pavón Campos.

En entrevista, con motivo del IV Simposio de Seguridad Minera, que se realizará del 15 al 17 de octubre en esta ciudad, señaló que las empresas y la autoridad laboral se fijaron la meta de abatir accidentes mortales o que dejen lesiones permanentes.

En este contexto, subrayó que cada edición del simposio ha mejorado y arrojado buenos resultados, ya que de 2011 a la fecha han logrado bajar los accidentes mortales a únicamente dos, y se han reducido aquellos que provocan incapacidad en los trabajadores.

Pavón Campos dijo que el año pasado contaron con la participación del jefe de inspectores de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), Alejandro Alcántara, con quien se estableció el compromiso de certificar a las comisiones de seguridad en las empresas.

Señaló que para este año, la primera comisión mixta de seguridad e higiene que recibirá su certificación es una metalúrgica de Torreón, Coahuila, y así continuarán en todas las secciones de su sindicato.

Refirió que para fomentar esta nueva cultura de la seguridad, desde el año pasado entregan reconocimientos a plantas y minas que registran el menor número de accidentes del sector.

Mientras que dicho tema es muy importante para las empresas porque entre menos accidentes se presenten en sus plantas y minas, menos pagos harán al Seguro Social o por concepto de indemnizaciones, apuntó.

Pavón Campos destacó que también está involucrado el tema ambiental, puesto que se tratan de evitar accidentes que dañen el entorno ecológico y, por ende, la economía de las zonas que se ven afectadas.

“No estamos de acuerdo con que se esté satanizando a la minería; es cierto que ha habido problemas, nada es perfecto, pero tampoco podemos permitir que esos sucesos aislados se aprovechen políticamente”, argumentó.

Enfatizó que a los mineros les molesta que tras el derrame en Sonora se haya desatado una campaña en contra de esta actividad y se hable incluso de cerrar Buenavista de Cobre, sin pensar en los trabajadores y sus familias.

De igual forma, celebró la actuación de las autoridades federales en este caso, pues actúan responsablemente y no solo atienden a las personas afectadas por el incidente, sino que han ponderado la preservación de las fuentes de trabajo.

NTX

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here