Minería en línea
El portal de la Minería

Farallon establece cronograma para revisar yacimientos iniciales de Campo Morado

0 12
Farallon establece cronograma para revisar yacimientos iniciales de Campo Morado
Evalúa esta publicación

La empresa con sede en Vancouver Farallon Mining (TSX: FAN) estableció un marco de trabajo y cronograma para la revisión de los cuatro yacimientos iniciales de su propiedad polimetálica Campo Morado, situada en el estado mexicano de Guerrero.

Su objetivo es evaluar la viabilidad económica de la construcción de una segunda mina en Campo Morado, que ya alberga la operación en producción G-9, dio a conocer la compañía en un comunicado.

El estudio examinará varias alternativas de desarrollo, tales como la construcción de una planta independiente, ampliar la planta existente en G-9 o la mezcla con mineral de G-9.

También se abocará ante todo a las opciones para maximizar la recuperación de metales preciosos en los depósitos Reforma, El Rey, El Largo y Naranjo, donde se calculan recursos indicados por 11,2Mt con 4,7% de zinc, 0,7% de cobre, 1,4% de plomo, 165g/t de plata y 2,7g/t de oro.

Por tal motivo, se contemplarán pruebas metalúrgicas, incluidos programas de planta piloto en la planta de G-9; planificación minera; exigencias de equipos, mano de obra e infraestructura; costos de capital y operacionales; planes de construcción; y cronograma.

El cronograma del proyecto apunta a adjudicar contratos para efectuar estudios el 1 de septiembre, mientras que el estudio definitivo debiera estar listo el 1 de julio del 2011.

La semana pasada, la firma dio a conocer que el 1 de julio del 2013 es la fecha establecida para poner en marcha la mina, la que emplearía infraestructura de G-9.

Farallon detuvo las evaluaciones de los depósitos a fines del 2005 debido a que los bajos precios de los metales -especialmente de subproductos-, la necesidad de efectuar importantes inversiones iniciales y pruebas que indicaban bajas recuperaciones determinaron que los depósitos eran poco rentables en ese momento.

Sin embargo, para tomar esta nueva decisión se consideró un alza en el precio del oro de casi US$425/oz a US$1.240/oz, la infraestructura existente en el lugar -como la mina, un molino, vías de acceso y líneas eléctricas- y la mayor precisión con que pueden calcularse los costos operacionales para la extracción y molienda de estos depósitos debido a que G-9 estableció un perfil de costos.

G-9 es una mina de zinc subterránea con una capacidad de procesamiento de 1.500t/d y entre sus subproductos se encuentran el cobre, el oro y la plata. Farallon apunta a producir 120Mlb/a (54.431t) de zinc y 15Mlb/a de cobre.

Comentarios

comments

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.