Minería en Línea, el portal de la minería

La nueva normativa sobre minería de aguas profundas no cumplirá el plazo de 2023, según los países de América Latina y el Caribe

La normativa que regula la minería de aguas profundas tardará más tiempo en concluirse debido a la pandemia mundial, según ha declarado un grupo de países de América Latina y el Caribe, lo que crea incertidumbre para las empresas que pretenden explotar los fondos marinos en busca de metales para baterías.

Lee: Las reglas de la minería de aguas profundas se acelerarán con el impulso de Nauru: fuente

El retraso en las negociaciones también supone una posible dificultad para las empresas que buscan financiación de inversores para explotar los fondos marinos.

La Autoridad Internacional de los Fondos Marinos (ISA) de la ONU está trabajando en la elaboración de una normativa mundial sobre la explotación minera de los fondos marinos, que no está permitida hasta que se finalice la reglamentación.

El minúsculo estado del Pacífico, Nauru, ha intentado acelerar el proceso activando en junio un plazo de dos años para que las normas estén terminadas. Nauru es un estado patrocinador de la empresa minera The Metals Co, filial de Nauru Ocean Resources Inc (NORI).

Costa Rica, en nombre de un grupo de países de América Latina y el Caribe, dijo que “no se ha logrado ningún progreso tangible” hacia la adopción de normas y directrices para la minería, en una presentación fechada el 13 de octubre y publicada en el sitio web de la AIS el jueves.

En la carta se afirma que el Consejo de la ISA podría no ser capaz de finalizar y adoptar los reglamentos necesarios en el plazo de dos años, y se añade que las delegaciones están lejos de llegar a un acuerdo sobre cuestiones clave.

Lee: Reanudan minería de aguas profundas tras rescatar a robot

Entre los países representados en la carta figuran Argentina, Bahamas, Chile, Cuba, Guyana, Jamaica, Panamá, República Dominicana y Trinidad y Tobago.

Un portavoz de la ISA dijo que el organismo no tenía ningún comentario que hacer sobre la carta de Costa Rica, pero dijo que la Comisión Jurídica y Técnica de la ISA preparó 10 proyectos de normas y directrices a través de reuniones a distancia en 2020 y 2021, y esos han sido sometidos a consulta pública durante tres meses.

En julio, un grupo de países africanos también criticó la aceleración de las negociaciones, afirmando que la tarea de acordar una normativa para mediados de 2023 es “aparentemente insuperable”.

La minería de aguas profundas consiste en la extracción de rocas del tamaño de una patata, ricas en cobalto, níquel y otros metales para baterías, del fondo del Océano Pacífico a una profundidad de entre 4 y 6 kilómetros.

Muchos científicos y ecologistas han pedido que se prohíba la minería de aguas profundas, alegando que podría causar daños duraderos en hábitats poco conocidos.

Empresas como el fabricante de automóviles BMW y Google, de Alphabet Inc, se han unido a la petición del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) de una moratoria de esta práctica.

En septiembre, la ISA dijo que las reuniones del Consejo y la Asamblea de la ISA se celebrarían en su sede de Kingston, Jamaica, del 6 al 10 de diciembre y del 13 al 15 de diciembre, pero con restricciones en el tamaño de las delegaciones debido a Covid-19.

Lee: México descubre una mina submarina de 12,000 años de antigüedad

Chile y dos grupos ecologistas han solicitado el aplazamiento de las reuniones debido a las restricciones a las delegaciones, en cartas vistas por Reuters.

Las medidas del Covid-19 en Jamaica incluyen un periodo de cuarentena incluso para las personas vacunadas y un límite de 50 personas para las reuniones, lo que dificulta la asistencia de representantes de todo el mundo.

Comments

comments

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.