La minera brasileña Vale, controladora de Samarco junto a la anglo-australiana BHP, espera que su filial vuelva a operar a mediados de 2017, tras el desastre ecológico producido en noviembre de 2015 al romperse dos diques de contención de un depósito, en lo que es la mayor catástrofe ambiental de la historia de Brasil.

El gerente ejecutivo de Vale, André Figueiredo, aseguró en un acto en Sao Paulo que confía en tener las licencias ambientales para volver a operar en febrero próximo, con lo que entraría en operaciones a mediados de año, aunque no detalló como se obtendrían las autorizaciones necesarias.

Samarco pretendía volver a operar a finales de este año, aunque finalmente se descartó debido a los problemas que enfrenta la minera, que tiene sus licencias embargadas por los organismos ambientales y las autorizaciones para operar suspendidas por la Justicia.

La minera solicitó una nueva licencia para depositar desechos de su actividad minera, pero el órgano ambiental responsable todavía no se pronunció.

Samarco interrumpió sus operaciones tras un grave accidente ocurrido en noviembre de 2015 en un depósito en Mariana (Minas Gerais, sureste del país) cuando los diques de contención se rompieron y provocaron una marea de lodo y residuos que inundó la ciudad y varios kilómetros próximos, matando a 19 personas y contaminando gravemente el río Doce, uno de los más importantes de Brasil.

La riada se desplazó 650 kilómetros por el lecho del río Doce hasta alcanzar el océano Atlántico, afectó a una región de la costa brasileña que, según las autoridades, tiene una gran diversidad de vida marina.

Xinhua

(Visited 1 times, 1 visits today)

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here