Perú.- La mina Shila Paula, perteneciente a la empresa minera Buenaventura, salió al frente de las acusaciones por la contaminación del río Cacamayo, a la altura de la quebrada de este afluente, en la provincia de Castilla; la empresa indicó que fueron personas ajenas a la mina que dañaron la geomembrana que protege el dique de contención de relaves de la empresa, lo que ocasionó que desechos químicos en un sector de la presa 4 no se pudieran contener.

Aproximadamente mil metros cúbicos de desechos de la mina ingresaron al río, según los primeros cálculos topográficos realizados en la zona; la zona contaminada ya ha sido localizada y se han puesto en marcha los planes de contingencia para estos casos, con el fin de evitar que se expanda y alcance otras cuencas.

Representantes de Buenaventura, indicaron que la mina Shila Paula está en proceso de cierre, y que los productos que llegaron a alcanzar al río contienen arena y sílice, por ello no es probable que pueda causar daño a las personas, la flora y fauna del lugar; a pesar de ello, Buenaventura dijo que ya se informó a la Policía Nacional del Perú (PNP) y las autoridades ambientales del Estado para que realicen las investigaciones debidas y encontrar a los culpables de este atentado ecológico.

El Buho

(Visited 1 times, 1 visits today)

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here