Esta tarde retomará su curso la reunión que el lunes dejaron en cuarto intermedio varios sectores de gobierno y gremiales para analizar y buscar una solución para la empresa Minera Sierra Grande, que anunció 200 despidos.

La Minera, analiza en estas horas una propuesta de compensaciones y ayudas que propuso el gobierno provincial.

En Viedma, el lunes se reunieron el subsecretario de Minería de la Nación, Mario Capello, el titular de Minería de la provincia Juan Pablo Espínola, el intendente de Sierra Grande, Nelson Iribarren, legisladores y hasta se sumó la senadora Magdalena Odarda, autoridades nacionales de AOMA y de la empresa, para analizar la situación.

El intendente Iribarren señaló a “Río Negro” que el balance del primer encuentro fue positivo “el gobernador hizo propuestas y la MCC está evaluando esas posibilidades”.

Según el mandatario, la idea es tratar de atender el déficit que tiene la minera con sus trabajadores pero a cambio la empresa no debe despedir ni un solo obrero. “No es poco el gesto del gobernador, está comprometido con Sierra Grande”, acotó.

La ayuda que propone el gobierno es a través de un esquema financiero, “no de flujo económico”, señaló Iribarren, por ejemplo se atenderán necesidades en servicios, combustible, electricidad, seguros, “todo eso genera una fuerte caída de recursos para la empresa y con eso se compensaría la demanda económica que implican los trabajadores, no se trata de poner 4 millones en dinero todos los meses, sino atender asuntos que también hacen a la cuestión financiera de la empresa”, aclaró Iribarren.

En estas horas la MCC analiza la propuesta y este miércoles la mesa de análisis se volverá reunir. La legisladora Roxana Fernández también coincidió en que la reunión fue positiva y que la ayuda que propuso el gobierno provincial es por el término de un año.

Por su parte, el gobierno nacional sigue gestionando la posibilidad de aumentar la producción de la minera en la búsqueda de nuevos compradores de hierro de Sierra Grande en el mercado interno especialmente con las cementeras.

La minera anunció el viernes pasado la reducción de su personal al menos a la mitad, unos 200 despidos, por la crisis que soporta con la empresa por la caída abrupta del precio de hierro en el mercado internacional.

La empresa sostiene que ya no tiene recursos en sus reservas y que si no encuentra una solución, en mayo está condenada a la quiebra. La situación no es nueva, durante todo el año pasado la minera advirtió sobre esta situación y en noviembre presentó un preventivo de crisis.

RioNegro

(Visited 1 times, 1 visits today)

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here