El Fondo Minero será repartido en 25 entidades federativas con actividad minera y el monto para cada una de ellas dependerá de la producción, informó la titular de la Secretaría de Desarrollo Agrario, Territorial y Urbano (Sedatu), Rosario Robles.

Al poner en marcha el primer Comité de Desarrollo Regional para las Zonas Mineras, en Guadalupe, Zacatecas, señaló que “se trata de un hecho histórico que representa un beneficio tangible de las reformas estructurales, en este caso de la reforma fiscal”.

Este primer comité, de un total de 25, operará en el país con el objetivo de aprobar los proyectos de infraestructura con los recursos del Fondo Minero, de acuerdo con un comunicado de la dependencia federal.

Robles Berlanga explicó que los recursos se van a invertir en obras de infraestructura básica para el desarrollo social, regional y sustentable de miles de mujeres y hombres que aún ven lejanos los beneficios de las reformas.

“Ya tenemos resultados claros con la reforma energética, como es la reducción en el costo de las tarifas de luz o las telefónicas. Ahora con el Fondo Minero habremos de generar beneficios, bienestar y progreso a las comunidades que se dedican a esta actividad industrial”, dijo.

El gobernador de Zacatecas, Miguel Alonso Reyes, entregó a la titular de la Sedatu la carpeta con los proyectos a desarrollar en su entidad y la instrucción inmediata de la secretaria fue que el comité instalado hoy autorice las obras viables con mayor impacto social, a más tardar en 15 días.

El Comité de Desarrollo Regional para las Zonas Mineras es un órgano colegiado conformado por cinco miembros, donde está representada la Federación, el estado, los municipios, las comunidades indígenas o núcleos agrarios, así como las empresas mineras.

Este grupo colegiado será el que decida en qué se invierten los recursos del Fondo Minero y cuáles son los proyectos de mayor impacto social y beneficio de las familias del municipio o de la región, añadió la Sedatu.

El director general del Fondo Minero de la Sedatu, Ricardo López Pescador, hizo un recuento de las obras autorizadas a construir con los recursos del mismo, que son complementarias al trabajo y presupuesto que designen los municipios y las entidades para sus habitantes.

De acuerdo con las reglas de operación del Fondo Minero, la infraestructura que se verá impactada por éste son la construcción y remodelación de escuelas, pavimentación de calles y construcción de caminos locales.

Además alumbrado público, plantas de tratamiento, drenaje, manejo de residuos sólidos y mejora en la calidad del aire, reforestación y rehabilitación y limpia de ríos, obras que apoyan la movilidad urbana y permiten elevar la calidad de vida de los habitantes.

Las comunidades indígenas y los núcleos agrarios, parte activa en este Comité Regional a través de su representante, José Pérez Martínez, pidieron que las obras de infraestructura tengan un impacto en la vida de los ejidatarios, campesinos, ganaderos y las comunidades mineras.

“Por fin se nos hizo justicia con equidad la puesta en marcha de la reforma fiscal, lamentablemente después de siglos y de trabajar en la extracción de minerales, nuestras necesidades no han sido satisfechas, hoy tenemos esperanza de que las cosas mejoren”, concluyó.

El Siglo de Torreón

(Visited 1 times, 1 visits today)

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here