Minería en Línea, el portal de la minería

Caerá 2.1% consumo de acero en AL en 2022: ALACERO

Tras una fuerte recuperación en 2021, la industria latinoamericana del acero inició el 2022 con cautela, por el contexto global, consideró hoy la Asociación Latinoamericana del Acero, ALACERO.

Lee: ArcelorMittal retira los materiales rusos de la cadena de suministro de acero

Añadió que el consumo regional aumentó 26.6% en 2021, y se espera una leve baja de 2.1% para 2022.

“En 2021, la producción de acero crudo aumentó un 15.7% frente al año anterior, llegando al total de 64.8 millones de toneladas, Mt, mientras la producción de acero laminado tuvo incremento de un 19.5% (55.7 Mt). El año terminó con un consumo regional total de 74.8 Mt, un aumento del 26.6% con respecto al año anterior (59.1 Mt) y del 15.4% con respecto a 2019 (64.8 Mt). Las exportaciones que alcanzaron las 9.0 Mt, un 19,9% más que en el 2020 (7.5 Mt).

Ya las importaciones acumuladas totalizaron 28.8 Mt, un 46.7% superiores a las del mismo período de 2020 (19.6 Mt).

“Los números del año pasado muestran una vez más la fuerte resiliencia de nuestro sector, impulsada por la construcción, los sectores agrícolas y automotriz”, apunta Alejandro Wagner, director ejecutivo de Alacero.

Lee: China planea aumentar la producción de mineral de hierro e impulsar el uso de la chatarra de acero

“Para 2022 se espera que una leve caída de 2.1% del consumo aparente, principalmente debido a una fuerte recomposición de stock en la cadena. Aún así, es un buen nivel respecto a los años pre-pandémicos (2017-19 el promedio 66.1 Mt/año)“, complementa Alejandro.

Sin embargo, en febrero de 2022, la producción de acero crudo disminuyó un 6.8% respecto al mes anterior, alcanzando las 4.8 Mt.

Con el acumulado entre ENE-FEB de 10.0 Mt, 2.2% menos que el mismo periodo de 2021. Mientras que, la producción de aceros laminados fue un 3.3% menor se comparado a enero, totalizando 4.2 Mt.

El acumulado de la producción de laminados en los dos meses quedó con 8.6 Mt, con un 2.3% más que el año anterior. En enero de 2022, el consumo aparente fue de 5,6 Mt (-8.0% respecto a enero de 2021 y +4.6% frente al mes anterior).

El déficit comercial acumulado de 2021 todavía es crítico, un 63.5% superior al del año anterior, con -19.8 Mt. “Todavía no hemos salido del período de incertidumbre, al contrario, comenzamos un año con incertidumbres domesticas con elecciones, inflación y políticas monetarias estrictas que pueden llegar a impactar en la actividad industrial.

Y a todo eso se suma la incertidumbre de un conflicto global, con la suba de las materias primas siderúrgicas, bien como el costo de la energía global”, concluye Alejandro Wagner.

Otro punto de importante para el sector del acero en 2022 es el impacto del conflicto entre Rusia y Ucrania. Ucrania es el 14º mayor productor de acero bruto (21.4Mt en 2021) y el 8º mayor exportador de acero del mundo (15Mt en 2021), de acuerdo con datos de OECD. Otro estudio de la misma organización indica que Rusia es el noveno mayor exportador de mineral de hierro del mundo, con una producción de 25.7Mt en 2020 y el tercer mayor exportador de carbón.

Lee: México exporta a EUA 450,941 toneladas de productos de acero en octubre

Por eso, el conflicto entre los países podría llegar a impactar los precios de las materias primas sustancialmente.

“El mercado internacional tuvo que buscar nuevas alternativas ante la indisponibilidad de contar con acero y materias primas de Ucrania o Rusia. Esto afecta principalmente a Estados Unidos y Europa, aunque no se descartan afectaciones en algunos países de Am. Latina.

La situación ha provocado que ante la baja de la oferta por la indisponibilidad de contar con suministros de Ucrania o Rusia haya una situación generalizada en el mundo de aumentos de precios, ya sea porque esos nuevos suplidores tienen costos más elevados, o por la simple sobre demanda de materia prima que tienen algunos suplidores”, señala Alejandro Wagner.

En el mercado dominicano, por ejemplo, la mayor parte de la materia prima que se utilizaba para terminar productos de acero venía de Ucrania.

Por el conflicto bélico, el país tuvo que buscar nuevas fuentes de productores para garantizar el abastecimiento de la República.

Aún otro factor que perjudica a los países de América Latina con la compra de acero son los índices de inflación.

Los gobiernos subieron las tasas de interés para contenerla, pero, con las elecciones de 2022, los cambios en las líneas políticas pueden impactar en la implementación de reformas económicas.

“Entonces, es importante buscar el equilibrio entre la demanda y la producción y también la cooperación de los países para seguir logrando mejores resultados. Por ejemplo, hay oportunidad para modernización y renovación de la industria del acero con nuevas inversiones verdes a mediano y largo plazo, porqué la renovación en un momento de escasez de energía causaría el aumento de los costos”, concluye Alejandro Wagner.

Comments

comments

Deja un comentario