Freetown, Sierra Leona.– Un diamante de 476 quilates fue descubierto en Sierra Leona, ocho meses después de que se hallara otro de un tamaño excepcional en el este del país.

Este importante descubrimiento que, al igual que el anterior, tuvo lugar en la provincia rica en diamantes de Kono, lo realizó este sábado la compañía de prospección minera Meya, registrada en Sierra Leona en 2015.

La compañía pertenece en un 51 por ciento a Trustco Resources, una empresa basada en Namibia, y en un 49 por ciento a la empresa Germinate Sierra Leone.

En un comunicado, Trustco afirma que, “según una evaluación inicial, se trata del 29º diamante más grande jamas descubierto”, pero que su valor de mercado no es más que “pura especulación” hasta que los expertos lleven a cabo un examen.

“ESTE HALLAZGO DA UN INDICIO NOTABLE DEL POTENCIAL DE RECURSOS MINEROS EN LA ZONA”, SUBRAYÓ SAHR WONDAY, DIRECTOR GENERAL DE LA AGENCIA NACIONAL DE MINAS.

“El gobierno autorizó a la compañía exportar el diamante, de conformidad con la ley sobre los derechos de compañías de prospección”, añadió, precisando que se venderá en subastas internacionales al precio máximo, para que Sierra Leona obtenga los mejores ingresos posibles.

En octubre, el gobierno de Sierra Leona anunció que el diamante de 709 quilates descubierto en marzo por empleados de una empresa de prospección minera perteneciente a un pastor evangélico se subastaría en Nueva York el 4 de diciembre.

En un principio estaba pensado que este “diamante de la paz” -bautizado así en contraposición con el tráfico de los “diamantes de sangre” de la guerra civil sierraleonesa (1991-2002)-, se vendiera dentro del país.

Sin embargo, el gobierno decidió venderlo en el extranjero después de considerar insuficiente la mejor oferta, de 7.7 millones de dólares propuestos en mayo en Freetown.

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here