Perú está desplazando a Chile como el país más atractivo de América Latina para las empresas de exploración minera, medida por el Instituto Fraser, y ahora su cartera de proyectos casi igualó a la chilena, informó hoy El Mercurio de Chile.

En el 2012, la cartera de proyectos mineros a ejecutar en Chile se estimó en US$ 104,000 millones, mientras que la del Perú “apenas” se empinaba por sobre las US$ 50,000 millones para el mismo ejercicio.

Pero a cinco años de esas estimaciones, las brechas se acortaron. De acuerdo al último catastro de Cochilco, en Chile las iniciativas de esta industria sumarían desembolsos por US$ 49,208 millones, mientras que el informe actualizado de inversiones de Perú cifra en US$ 46,996 millones el monto asociado a la ejecución de los proyectos.

De ese total, US$ 28,829 millones corresponde a iniciativas de cobre, equivalente al 61.3% del catastro, siendo, al igual que en Chile, el metal más relevante de la inversión minera.

Es así que, según estimaciones del gobierno peruano, su producción del metal rojo pasaría de 2.35 millones de toneladas registradas en el 2016 a cerca de 3.1 millones de toneladas al 2021, recordó el portal emol.com.

Para el ex ejecutivo de Anglo American y actual académico de la Universidad Central de Chile, Miguel Ángel Durán, la reducción de la cartera de proyectos chilena se relaciona en parte con el menor precio del cobre, pero también con factores internos que la hacen menos competitiva frente a Perú.

Los costos de capital, dice, para construir una operación minera y los de operación han subido más en Chile que en Perú.

“Otro factor relevante es la regulación y permisos para desarrollar un proyecto minero, los cuales se han tornado cada vez más complejos en Chile”, añade.

El director ejecutivo de Plusmining, Juan Carlos Guajardo, comparte que existen diferencias de costos -energía o mano de obra- que favorecen a Perú, a lo que se suma el “deterioro de la ventaja que tenía nuestro país a nivel institucional, lo que lo ha dejado en entredicho para los inversionistas”.

El “empate técnico” de las carteras de inversión podría decantar en el liderato de Perú si Chile no rectifica el rumbo, dicen los expertos.

“El desafío para Chile es primero reconocer que hemos perdido competitividad en el último quinquenio, corregir las falencias y establecer nuevos incentivos que permitan atraer nuevamente la inversión al país. Si ello no ocurre, es posible que la cartera de inversiones peruana supere a la chilena”, dice Durán.

Guajardo comenta que los vecinos tienen un potencial de proyectos importantes, “por lo que con una mirada a diez años, si Chile no hace nada y Perú se mantiene fuerte, es probable una convergencia mayor en los montos de inversión”.

El presidente ejecutivo del Consejo Minero de Chile, Joaquín Villarino, si bien se muestra crítico con la metodología usada en los catastros de inversión, cree que ha existido poca preocupación por la industria.

“No podemos decir que en Chile se hayan estado implementando políticas expresamente contrarias a la minería, pero sí estimamos que en el último tiempo, y no nos referimos solo a este gobierno, ha habido poca preocupación por las políticas públicas que, aun teniendo otros focos, terminan perjudicando a la minería”, opinó.

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here