Este nuevo proceso, se une a los diferentes que tiene la empresa, para poder ampliar superando la oposición de los vecinos. Hay que recordar que esta cantera se le concedió una ampliación en el 2004 que la empresa indicaba que con ella cubría sus necesidades por 17 años, solo han pasado 10 y ya han intentando tramitar por tercera vez una nueva ampliación sobre una superficie de 139.850 m2.Que ya intento la empresa Hormigones del Sella a tramitar en el año 2010 y 2011, llegando incluso a acordar con el Ayuntamiento una modificación urbanística a cambio de 200.000 euros, tramite que esté pendiente de investigación por las irregularidades asociadas, después de eso lo intento por vía de ampliación de la cantera a todo juicio irregular, ahora lo vende como nuevo permiso de investigación en el mismo sitio.

La zona a investigar que se pretende se haría hacía la localidad de San Martín, de la que quedaría solo a 150 metros de distancia, con un claro efecto sobre los vecinos de la localidad y sus actividades actuales que quedarían amenazadas.

Hay que recordar que la actual cantera viene incumpliendo casi todas las condiciones impuestas en la última ampliación, como hemos denunciado nosotros en reiteradas ocasiones. Por lo que entendemos que no se puede tramitar una ampliación de una cantera sino se cumplen las condiciones impuestas con anterioridad.

La nueva ampliación solicitada, acercaría de forma importante los impacto ambientales de estas explotación a los pueblos cercanos de; San Martín, además de seguir afectando a los de Peridiella, el Llano, Vallin, el Corralón.

Las mayores deficiencias ambientales que ahorra tienen la explotación y que el Principado y el Ayuntamiento saben de sobra y permiten, a pesar de nuestras denuncias, son:

  • Los niveles de emisión de ruido en al exterior de las viviendas situadas en el entorno de la explotación. No vienen cumpliendo los valores límite de inmisión aplicables a infraestructuras y actividades que se señalan en el R.D. 1367/2007, de 19 de octubre, por el que se desarrolla la Ley 37/2003, de 17 de noviembre, del Ruido, en lo referente a zonificación acústica, objetivos de calidad y emisiones acústicas, como denunciaron los vecinos en varias ocasiones.
  • Mucho polvo de la explotación, por el apilamiento y el transito de la maquinaria, que tenemos que recordar que es obligatorio el cumplimiento de los niveles de emisión previstos en la Ley 34/2007 de 15 de noviembre, de calidad del aire y protección atmosférica, hay que recordar que ahora apenas tiene alguna de las obligatorias (parámetros laterales, capotado de cintas, almacenes de materiales, lavador de ruedas, pavimentación zona de transito de maquinaría, etc.)
  • Impacto en el sistema hidrológico de la zona, en especial del sistema de aguas subterráneas y las afecciones sobre los acuíferos, fuentes existentes y los ríos de Estaya, Zorea y Marea en el entorno de la zona de actuaciones. Las aguas interiores de la explotación deberán ser tratadas con carácter previo a su incorporación a los sistemas de escorrentía natural de la zona, así mismo es preciso que se disponga balsas de decantación y los sistemas de filtraje, hay que recordar que ahora no las tiene.
  • No se ha procedido a la obligatoriedad de restaurar las zonas explotadas a pesar de que los trabajos de restauración ambiental se tendría que realizar conjuntamente con los de explotación, superándose la altura y pendientes autorizadas entre las terrazas explotadas, hasta ahora no se producen.
  • No se ha hecho nada por reducir el fuerte impacto paisajístico que genera en la zona, a pesar de ser una de las medidas más sencillas. La cantera tiene un talud de 120 metros, desde la cota 230 metros sobre el nivel del mar de la base hasta los 350 de cota de explotación actual, pretendiéndose llegar a la cota 370 metros, lo que daría una talud de 140 metros.

Hasta ahora ni el Principado ni el Ayuntamiento ha exigido el obligado Plan de Seguimiento y Vigilancia ambiental que garantice el cumplimiento de las indicaciones y medidas protectoras y correctoras que le fueron impuestas, lo que demuestra la tolerancia que se tienen con la cantera, que genera grandes molestias a sus colindantes.

Tampoco se ha aclarado las numerosas irregularidades producidas en los diferentes proyectos de ampliación que la empresa intento con la complicidad del Ayuntamiento y del Principado de Asturias.

Hay que recordar que este nuevo proyecto de investigación se suma a otros pendientes de resolver en el concejo con la sorprendente colaboración del Ayuntamiento, los llamados; San Martín, Beloncio,Cardes afectando a una superficie de 30 millones de m2 que abarca todo el concejo.

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here