Argentina.- Tras conocerse la noticia del remate de 42.000 toneladas de rieles sin uso y de una máquina automática para la construcción de vías de la minera Vale, este martes desde el Gobierno confirmaron que la empresa brasileña realizará una reingeniería del proyecto Potasio Río Colorado, que quedó truncó en el 2012 durante el gobierno de Francisco Pérez. En no menos de 18 meses los trabajos en la mina podrían estar nuevamente en marcha aunque con algunos cambios al proyecto original.

La compañía se comprometió a completar una inversión que ronda entre los 1.500 millones de dólares que se suman a lo 2.600 millones de dólares que la minera brasileña declara haber invertido en su momento. A principio de enero, el CEO de Vale en Argentina, Edoardo Santana, se reunió con funcionarios del Gobierno provincial para analizar la situación y en ese momento dio a conocer la posibilidad de que la empresa podría abandonar ese proyecto.

Sin embargo ahora la minera confirmó oficialmente su intención de modificar el proyecto de extracción de sales de potasio en Malargüe reduciendo su capacidad significativamente; de 4,3 millones de toneladas de material a 1,3 millones de toneladas. Es por eso que se eliminará la traza del ferrocarril que estaba prevista y el material se transportará en camiones hasta la estación de transferencia en Río Negro.

Según lo que explicó el subsecretario de Energía y Minería, Emilio Guiñazú la minera presentó la documentación y el plan de trabajo de la primera etapa de la reingeniería que es la de la prefactibilidad donde se analizará todo desde el punto de visto técnico. Se espera que este primer análisis dure unos 90 días.

Luego viene la etapa de factibilidad donde se realizarán los estudios de precios y proveedores, que durará al menos un año y finalmente la última donde se reiniciará la construcción de la mina. “Vale está mostrando señales claras, es una buena noticia”, remarcó Guiñazú. Además el funcionario explicó que la Declaración de Impacto Ambiental (DIA) no debería contar con el aval de la Legislatura porque en definitiva no se cambia el proyecto, sino que se reduce: “En principio no va a la Legislatura porque el nuevo proyecto está incluido dentro del que estaba aprobado, es un tercio del proyecto original, incluso utiliza menos agua”, indicó. En esta ocasión la minera brasileña no estará sola sino que buscará inversores para reactivar el emprendimiento.

En cuanto a los tiempos, el Código Minero otorga un plazo de cinco años de inactividad que se cumplirían en marzo del 2017. Según explicó Guiñazú, una vez vencido el plazo la provincia debe realizar las acciones administrativas correspondientes. Sin embargo el funcionario del ministerio que conduce Enrique Vaquié, indicó que “mientras demuestren seriedad y que trabajan, acompañaremos en los plazos”.

En el sector de la construcción hay expectativas por los empleos que generará la reactivación de la mina. Si bien la mano de obra que utilizará en esta reingeniería será inferior a la del proyecto original, desde el gobierno harán hincapié en la contratación de mano de obra y proveedores locales, lo “que impactará positivamente” en la actividad económica de Mendoza.

En torno a esto el presidente de la Cámara de Servicios Mineros, Carlos Ferrer, señaló que están a la espera de la comunicación oficial y explicó que el gobierno tiene la “obligación en la DIA de mantener informada a la comunidad”.

Si bien el empresario se mostró expectante con la noticia se refirió a la falta de precisiones y recordó lo que sucedió en el 2012 cuando la minera tuvo que abandonar los trabajos. “Vale está en un proceso mundial de desinversión, es raro y difícil que vuelva. Espero que no sea un blooper nuevamente”, manifestó. De todas maneras consideró que “hoy todo suma” porque la provincia está “paradísima”. Además señaló que la reactivación podría generar unos 2.500 empleos directos.

Por su parte el secretario gremial de la Unión Obrera de la Construcción de la República Argentina (UOCRA), José Luis Lemos, también mostró su entusiasmo por la reingeniería que pretende hacer Vale en la mina. “Mientras sea trabajo para los compañeros es buena noticia”, señaló. En ese sentido recordó que actualmente hay 3.500 obreros que están desocupados y manifestó su preocupación por la situación “caótica” que atraviesan en medio del aumento de las tarifas y de la inflación.

Andes

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here