El colombiano Alberto Calderón Zuleta, expresidente de Ecopetrol, entre otros altos cargos que ha ocupado en el sector minero-energético, fue nombrado recientemente presidente mundial de la compañía australiana Orica Mining Services, que factura a nivel mundial unos 10.000 millones de dólares anuales.

Esta semana visitó el país y anunció, entre otros, la apertura de dos plantas, una en alianza con Indumil y otra con esta y una tercera compañía.

También dice que los impuestos y regalías que pagan las mineras en Colombia se hicieron bajo otro escenario de precios, y deberían cambiar.

¿Harán nuevas inversiones en el país?

Claro, hablamos en esta visita con Indumil para construir otra fábrica de detonadores eléctricos (la actual es de no eléctricos). Ya vendemos esos artículos en el país, pero el plan apunta a producir un millón de unidades al año.

¿Los productos de la planta serán para el consumo local?

Ese volumen es la demanda anual del mercado colombiano en ese tipo de productos. En principio es para el mercado interno. Es por economías de escala porque producir localmente ese volumen es rentable. No es por la coyuntura de la devaluación.Esa alianza puede generar ventas anuales por unos 15 millones de dólares.

¿Qué nivel de ventas tiene Orica de Colombia?

Son varios cientos de miles de millones de pesos (128.214 millones de pesos en el 2014, según reportó Orica Colombia a Supersociedades). En América Latina tenemos 40 por ciento del mercado, y en Colombia somos los primeros.

¿Tienen otro proyecto en la mira en Colombia?

Sí, es una planta de emulsiones, con Indumil. Es un proyecto aún, aunque depende de las partes del acuerdo; a partir de que se apruebe, la construcción de la planta dura 6 meses, y su costo es de entre 15 y 20 millones de dólares.

¿Cómo afronta la empresa, a nivel global, la caída de los precios de las materias primas?

Eso afecta a todo los proveedores de la industria de petróleo, gas, minería y otras. No estamos afectados por esos precios de las materias primas energéticas, pero sí por los volúmenes de los clientes. Sin embargo, tenemos capacidad de resistir de manera distinta.

Al estar actualizados tecnológicamente, nos da ventajas competitivas. Y al estar en la frontera de la tecnología, es lo que miran los clientes a la hora de hacernos los pedidos.

También les sugerimos que no se vayan por lo barato cuando hagan voladuras, sino lo que más les genere valor, y les ayudamos en el proceso. Por ejemplo, el costo de los explosivos representa solo 4 por ciento de los costos mineros, pero afecta a dos tercera partes de otros gastos. Una mala explosión encarece el proceso de extracción, recolección y distribución.

¿Cómo les fue, a marzo, en cifras a nivel mundial?

Los volúmenes anuales fueron iguales y la utilidad operacional solo cayó 3 por ciento. La guía es que vamos a terminar con un 5 por ciento menos en volumen respecto al año anterior. Es decir, 3,8 millones de toneladas anuales.

En Latinoamérica vendemos unas 700.000 toneladas anuales de explosivos, y es nuestro tercer mercado a nivel mundial. Colombia consume unas 150.000 toneladas anuales.

¿Cómo ve el sector del carbón en Colombia?

Uno de los países más competitivos en el mundo en ese mineral sigue siendo Colombia. Sin embargo, en este viaje hablamos, con miembros del Gobierno, de la legislación y de que las regalías están diseñadas para un mundo minero en ‘boom’, y ya no estamos en él.

Por tanto, hay que ayudarles a las empresas mineras con menos cargas impositivas, pues hay tributos, por ejemplo, a los explosivos. El tema no afecta a Orica, insisto, pero deben ser regalías y tributos más justos.

El país tiene que entender que el ‘boom’ minero y los precios altos del petróleo y los minerales difícilmente volverán. La minería seguirá siendo rentable, pero la capacidad de las compañías de resistir impuestos debe ser sobre otras bases.

¿Qué ofrecen en tecnología a los constructores de vías 4G?

Estamos ofreciendo una tecnología de alta definición, que es la única en el mundo. La potencia del explosivo es tres veces más que la de uno corriente. Se enfoca claramente, por ejemplo, en la perforación de túneles. Participaremos en las licitaciones.

ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here