La mayoría de las materias primas que se utilizan hoy día provienen del subsuelo. Éstas son tan importantes en la economía actual, que muchos países sustentan su desarrollo económico en base a los recursos que poseen.

A inicios del siglo pasado, el crecimiento de la actividad extractiva, acompañada por la inexistencia de una normativa orientada a la protección del medio ambiente, propició una explotación indiscriminada que, al margen de consideraciones acerca del agotamiento de los recursos existentes, ha alcanzado unos niveles de contaminación difícilmente recuperables en la actualidad.

En Ecuador estos problemas causados por la falta de conciencia ambiental durante el desempeño de esta actividad, se regularán con la Ley Minera aprobada el 13 de junio del 2013 en la Sesión del Pleno No. 237, que propone soluciones comprometidas con el desarrollo sostenible y con la normativa existente como base de toda política ambiental.

Además, empuja para lograr el máximo beneficio para el Estado de la actividad minera, aunque podría hacerse un pequeño cambio en la ley reformatoria, para que el impuesto a los ingresos extraordinarios sea sobre los ingresos netos, no brutos.

Cabe resaltar que esta Ley Minera evita tanto trámite engorroso, redujo a 2 los permisos para la exploración y explotación minera: Licencia Ambiental y Concesión del aprovechamiento del Agua, lo cual dará agilidad técnica-administrativa en los ministerios del Agua y Ambiente, y mejoramiento de los recursos humanos, ya que los funcionarios encargados deben emitirlos en no más de 6 meses o entrarán por silencio administrativo.

Respetando el medio ambiente y las condiciones sociales, se prohíbe el uso del mercurio en estos ecosistemas.

Se debe exigir a las compañías explotadoras la transferencia de tecnologías de punta y para lo cual los ministerios respectivos deberán supervisar y controlar que se cumpla la Ley, sin olvidar la evaluación de otros agentes contaminantes de la salud como los metales pesados, y analizar la calidad del agua en sus fuentes, afluentes y vertientes sin envenenamiento a los medios bióticos y abióticos.

Fuente: El Diario

(Visited 1 times, 1 visits today)

Comentarios

comments

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here