Vale dice que el mercado del hierro “sólo puede mejorar” en medio de la escasa oferta

El mercado del mineral de hierro se ha estabilizado con el impacto de los cierres de Covid-19 en China y los problemas inmobiliarios ya descontados, según uno de los principales productores de este ingrediente para la fabricación de acero.

Lee: Vale ve un aumento del 44% en la demanda mundial de níquel para 2030

“La buena noticia es que, a partir de ahora, sólo puede mejorar”, dijo Luciano Siani, director de estrategia y transformación empresarial de Vale SA, el segundo productor mundial de mineral de hierro.

A diferencia de anteriores caídas de la demanda china, que provocaron el desplome de los precios del mineral de hierro, ahora es probable que se mantengan cerca del nivel actual de entre 95 y 100 dólares la tonelada métrica, ya que los mineros están teniendo dificultades para abastecer los mercados, dijo en una entrevista.

“No hay mineral disponible a corto plazo”, dijo Siani.

El sector del mineral de hierro se enfrenta a vientos en contra después de disfrutar de un periodo de prosperidad en la primera mitad de 2021. Los márgenes de beneficio, antes inflados por el auge de las materias primas, se ven ahora reducidos al chocar la caída de los precios con los temores de inflación y recesión. La demanda de China se ha suavizado, ya que los cierres y la crisis inmobiliaria amenazan con socavar la temporada alta de la construcción en el país. Los futuros del mineral de hierro se han desplomado un 40% desde el máximo alcanzado en marzo.

China sigue siendo un importante comprador de metales, aunque la transición mundial de los combustibles fósiles a fuentes de energía más limpias se convertirá en la principal fuerza impulsora de las decisiones empresariales en la industria minera durante los próximos 20 años, dijo Siani. Este cambio llevará a los fabricantes de acero de China a exigir un mayor contenido de hierro. Vale pretende conservar su cuota de mercado convirtiéndose en uno de los principales proveedores de productos de mineral de hierro de alta calidad, que hoy en día alcanzan una prima de unos 85 dólares por tonelada respecto a las variedades de menor calidad.

Vale ha buscado asociarse con los fabricantes de acero para afrontar el reto de encontrar formas más limpias de procesar los minerales. Sus esfuerzos incluyen el desarrollo de las llamadas briquetas verdes que, según la empresa, pueden reducir hasta un 10% las emisiones de gases de efecto invernadero durante la producción de acero. La empresa tiene previsto contar con centros de fabricación de productos de mineral de hierro en regiones con bajos costes energéticos, como Oriente Medio y EE.UU., en las próximas dos décadas, dijo Siani.

La empresa con sede en Río de Janeiro también tiene la ambición de convertirse en un actor más importante en los metales básicos que sustentan la transición energética, yendo más allá de su enfoque en el níquel y el cobre, dijo Siani. Vale quiere expandirse en metales clave necesarios para los vehículos eléctricos y la industria de las energías renovables, y consideraría adquisiciones.

Uno de los metales para baterías que resulta menos atractivo para Vale en este momento es el litio, debido a las elevadas valoraciones de los mineros de este mineral crucial para las baterías de los vehículos eléctricos.

“El litio es un mercado interesante, pero yo diría que en este momento las valoraciones de las empresas han superado el punto en el que sería atractivo hacer un movimiento”, dijo Siani.

La empresa está buscando un socio para construir una operación de sulfato de níquel en Canadá y está en conversaciones con recicladores de baterías para ampliar la exposición a la cadena de suministro de vehículos eléctricos.

Lee: Vale-BHP casi duplica su oferta en el acuerdo sobre la catástrofe minera

Vale dio a los inversores una idea de una serie de proyectos de metales básicos durante una reciente presentación en Canadá, donde opera grandes operaciones de minería de níquel en Sudbury, Ontario y Voisey’s Bay en Labrador. La minera también pretende crecer en el sector del cobre, dada la inminente escasez de este metal utilizado en el cableado.

“Habrá un déficit importante”, dijo. “Si una empresa tiene un proyecto de cobre con licencia listo para ser ejecutado, ningún inversor dirá ‘no lo hagas'”.

Bloomberg

Minera Valeproducción
Comentario (0)
Agregar comentario